Memory Consulting: cómo y cuándo vender una empresa

No es fácil desprenderse y dejar un negocio que se ha abierto, desarrollado y tirado adelante durante muchos años. Hay un valor sentimental que va mucho más allá del simple valor económico que se haya conseguido de él.

Muchas empresas se venden a los empleados clave, como por ejemplo los altos directivos, ya que estas personas conocen y entienden el negocio y tienen una pasión por él. Los empresarios deben pensar en eso cuando están contratando a la gente y considerar la preparación de los empleados, ya que pueden ser las personas que se hagan cargo de su negocio en pocos años si decide realizar una venta en el futuro.

Dejar un negocio requiere entender el valor del sector y el valor de la empresa. Es posible que necesite múltiples valoraciones dependiendo del comprador, la naturaleza del negocio y el trato. Tener las cuentas claras de la empresa ayuda a un comprador con la debida diligencia, y desea tener años de finanzas disponibles para que esté preparado para esa oferta inesperada. Hay muchas compañías de valoración de negocios diferentes, y usted quiere encontrar una que sea respetable y específica para su industria, para que conozcan su negocio y el flujo de caja.

Memory Consulting es una compañía que puede hacerle una valoración de su empresa para que pueda conocer el valor real de su negocio y tener una idea de cuanto puede pedir por su activo.

Durante una venta, los propietarios de los negocios tienen importantes consideraciones financieras y emocionales, como averiguar qué hacer una vez que no poseen ese negocio y desarrollar un plan financiero personal. Mientras que la suma global de una venta puede ser dinero que cambia la vida, es secundario al trabajo como empresario. Algo que deberá tener en cuenta si recibe una inyección de capital por la venta de su empresa.